Refranero meteorológico para el otoño

Refranero meteorológico para el otoño

Por fin llega en el otoño astronómico en el Hemisferio Norte. El refranero meteorológico español, nos deja muchas sentencias populares que definen a la perfección los rasgos climáticos de la estación.

Tras la sequía estival, es tiempo de que las primeras borrascas crucen nuestra geografía procedentes desde el Atlántico o que en la cuenca Mediterránea se produzcan los clásicos episodios de lluvias torrenciales.

No obstante, habrá tiempo para que el calendario retroceda a un tiempo más veraniego: el veranillo de San Martín, de San Miguel, el del membrillo… Pero conforme avancen las jornadas y los días acorten, el tiempo refrescará y las primeras nevadas visitarán nuestros paisajes.

Refranero meteorológico para el mes de Septiembre

Refranero meteorológico para el mes de Septiembre

Septiembre supone el cambio de estación: del verano al otoño. El refranero meteorológico español nos deja numerosas referencias al carácter irregular de este mes, que suele mezclar jornadas cálidas y secas que aún recuerdan a los rigores estivales, con otros días que resultan otoñales: las primeras lluvias, las tormentas intensas o incluso las nevadas que suelen aparecer en los sistemas montañosos de nuestro país este mes.

Refranero meteorológico para el mes de Julio

Refranero meteorológico para el mes de Julio

Julio es el mes por excelencia del verano. El refranero meteorológico español de este mes, nos deja muchas citas que corroboran el carácter seco y cálido que durante la mayoría de las jornadas presenta en España el séptimo mes del año.

Aunque las sentencias de los refranes en el campo de la meteorología son a menudo locales o en algunos casos caen en los tópicos, es justo reconocer que en otras ocasiones, al estar realizadas por la observación de la atmósfera a lo largo de muchos años por parte de aficionados a la meteorología, agricultores y pastores fundamentalmente, contienen un alto grado de cultura y sapiencia meteorológica en una breve frase.

Refranero meteorológico para el verano

Refranero meteorológico para el verano

Llega el verano, la estación más cálida y seca del año, factores climáticos que son comentados frecuentemente en el refranero meteorológico español para estos tres meses.

Las diferentes citas, frases populares y refranes nos indican que en la mayoría de las comarcas la estabilidad es la tónica dominante y el calor el factor meteorológico más temido.

No obstante, es época para que se desarrollen las tormentas veraniegas, en muchos casos acompañadas de poca o nula lluvia pero que en ocasiones, sobre todo llegando agosto, pueden ser puntualmente intensas.

Refranero meteorológico para el mes de Junio

Refranero meteorológico para el mes de Junio

Junio supone la llegada del verano a buena parte de España. El refranero meteorológico español contiene distintas citas que hacen referencia al carácter cálido y seco del sexto mes del año, pero que no obstante, aún está sujeto a la llegada de las últimas lluvias y tormentas primaverales.

Hasta el cuarenta de mayo, no te quites el sayo, es el refrán más conocido de este mes, el cual viene a recordarnos que habrá que esperar a la mitad de junio para empezar a disfrutar (o padecer) de un tiempo casi siempre estable, caluroso y con ausencia de precipitaciones durante los próximos meses.

Refranero meteorológico para el mes de Mayo

Refranero meteorológico para el mes de Mayo

Mayo el mes de las flores… si marzo fue ventoso y abril lluvioso llegará mayo florido y hermoso. Así lo dice el refranero meteorológico para el quinto mes del año.

Entramos en el período central de la primavera y los refranes de este mes nos hablan de un tiempo que va ganando en estabilidad, el calor va en aumento conforme pasan las jornadas aunque mayo es también el mes por excelencia de las tormentas en muchas comarcas del interior de la Península Ibérica, de forma que en muchas temporadas son las que pueden paliar el déficit pluviométrico que se haya producido en los meses anteriores.

En cambio, para otras comarcas, puede ser el último mes para que la lluvia aparezca antes de la sequía estival…